De forma lenta pero inexorable DC Comics sigue renegando de todos los cambios sufridos por su universo de ficción con el New52 para recuperar cada vez mas todos aquellos elementos tan icónicos de muchos de sus personajes que algún lumbreras pensó que eran algo prescindibles. Unos cambios con los que algunos personajes sufrieron mas que otros, entre los cuales se encuentra sin duda Wally West, todo un clásico que pese a haber regresado a la acción en el especial de Rebirth, su desarrollo se ha visto un tanto atrofiado desde entonces. Pero con la publicación del Flash Annual 1 hace unas semanas, casi da la impresión (al menos así me lo quiero creer) de que todo va a empezar a moverse de nuevo a la velocidad adecuada para el mejor Flash del cómic (con permiso de Jay Garrick)

¿Quien recuerda a Wally West? ¡Todo el mundo con dos dedos de frente!

Aunque el regreso de Wally en Rebirth prometía mucho, todo el desarrollo, o mas bien la falta de el, sufrida por el personaje en la serie de los Titanes adultos de la mano de Dan Abnett ha sido un tanto lamentable. Su “borrado” de la historia se achaco única y exclusivamente a las acciones del villano Abra Kadabra (aunque como siempre insinuando que había algo mas de lo que parecía) , se toco el tema de su relación con Linda Park solo para dejarlo en un “aquello paso y hay que olvidarlo”, y lo peor, para asegurarse de que era así Abnett le lió con Donna Troy en una relación que a ojos de cualquier lector veterano de los Titanes casi parecía incestuosa. Pero en el Annual 1 del actual volumen de Flash, Joshua Williamson, un guionista que no es precisamente santo de mi devoción, parece decidido a darle a Wally West ese desarrollo que el personaje, y los lectores, clamaban a gritos.

¡Incesto!

Todo comienza con las secuelas de la historia anterior, con el destrozo provocado en el museo de Flash en el siglo 25 durante la enésima batalla entre Barry Allen y Eobard Thawne, el Flash Reverso. Lo que podemos ver entre los escombros de dicho museo resulta de lo mas interesante al tratarse de elementos que hasta ahora habían sido eliminados de la continuidad de DC. Ya en la primera pagina nos encontramos con un una escultura rota que representa a Bart Allen llevando su uniforme original de Impulso, junto a una foto del Savitar clásico (nada que ver con el de la serie de tv) o uno de los pararrayos de la Legión de Superhéroes, quizás el utilizado para resucitar al propio Impulso en “La Legión de Tres Mundos” entre otras cosas.

Curiosamente de lo que no hay ni rastro es del casco alado de cierto veteranisimo héroe…

La siguiente pagina, una doble “splash page” tampoco tiene desperdicio, ya que aunque hay que fijarse mucho, no es difícil localizar lo que parece ser un recortable de cartón (quizás es culpa de como dibuja Howard Porter) de unos personajes también muy familiares, Max Mercury, el velocista mentor de Impulso, John Fox, el Flash de los siglos 27 y 853, Johnny Quick, el veterano velocista del All-Star Squadron y padre de la también velocista Jesse Quick y de nuevo Impulso con su traje original. Hasta ahora todo son elementos que a nadie le sorprende encontrar en el museo de Flash, pero es que se trata de personajes y objetos que tras Flashpoint habían dejado de existir o eso parecía, por lo que su presencia aquí solo puede significar que la vieja continuidad esta regresando (o como me dice Diógenes constantemente, son guiños para tener engañados a lectores como yo.

¡Ahí sigue faltando alguien!

Unas paginas mas adelante nos encontramos con algo mas interesante, cuando los policías investigando lo sucedido en el museo visitan la sala dedicada a Wally West y mencionan como en sus libros de historia están registrados los cambios sufridos por la linea temporal, la desaparición de Wally en la Speed Force antes de regresar en Rebirth… y ante una escultura que representa a los Titanes escritos por Dan Abnett estos policías gritan que eso no esta bien, que la historia ahí esta toda mal… ¿Estamos solo ante un guionista tratando de recuperar elementos de la continuidad pasada o hay algo mas de fondo?

¡Pues claro que esta todo mal!

Pero del futuro pasamos al presente, a un merecido almuerzo entre Barry, Wally y el otro Wally tras haber derrotado al villano The Top. Un almuerzo que se vuelve un tanto amargo cuando Wally (el de verdad) descubre no solo que Barry ha estado forzando las cosas para que le revele su existencia a su tía Iris (que a día de hoy no recuerda su existencia) sino que Barry le ha ocultado cosas sobre ella como que hace poco ha matado al Flash reverso (yo no se lo tendría en cuenta, el la mato primero) Una discusión que tiene un divertido detalle al ver como Wally, tras marcharse enfadado del almuerzo, es perseguido por Barry, se detiene para decirle que no podría alcanzarle si el quisiese dejarle atrás (¡y no puede, porque Wally es mas rapido!)

¡The fastest man alive!

Aunque lo realmente interesante de esta discusión es lo que Barry le dice a Wally a continuación, algo en lo que resulta demasiado sencillo ver un doble sentido. Barry acusa a Wally de haberse estancado, de no hacer nada con su vida, de haberse limitado a ser Flash constantemente sin tratar de reconstruir su vida. Una acusación que también se puede entender como una critica de Williamson a Abnett por haber hecho precisamente eso con Wally, no dejarle avanzar y volver a ser el que era, lo que sumado a la escena previa en el museo de Flash hace pensar que Williamson no debe ser muy fan del trabajo de Abnett y en general de lo que se esta haciendo con el personaje de Wally West.

A alguien no le gustan los Titanes de Abnett…

Pero este anual ha sido mas que un repaso nada sutil al maltrato sufrido por Wally West (el de verdad) por parte de las altas esferas de DC y un muestrario de guiños a esa continuidad borrada de la que esas mismas esferas parecían no querer saber nada mas. Ha sido un especial con un poco de esperanza hacia el futuro y con indicios de que a lo mejor Wally no es el único Titan que esta en camino de recuperar su pasado. Pero todo eso lo veremos mañana en la segunda parte de este articulo que ya me estaba quedando mas largo que la lista de cosas en las que DC ha metido la pata.

Anuncios