Normalmente cuando divido un articulo de este tipo en dos partes reservo el primero para señalar todo lo negativo y termino con lo positivo. Pero el estreno de estos Inhumanos televisivos me ha dejado un tan mal sabor de boca que hoy tampoco hay apenas nada positivo que reseñar de este serie. Una serie que espero que marque un antes y un después en lo que es el MCU en televisión, porque de seguir por estos derroteros el futuro pinta muy mal.

Aun no tengo claro si este poster es publicidad engañosa o un spoiler del final de temporada

Tras ver todo este esperpentico desastre que ha sido el doble episodio piloto de los Inhumanos, resulta difícil no culpar de ello a Scott Buck, el mismo que se cargó la serie de Puño de Hierro para Netflix, y que ya allí demostró sus complejos a la hora de trasladar a la pantalla la espectacularidad de los cómics. Alguien que no parece darse cuenta de que ya no estamos en el año 2000 y que la estética barata y acomplejada de los X-Men de Singer o de Smallville quedó atrás hace mucho. A estas alturas hemos visto a Flash enfrentarse a Gorila Grodd, al moderno Ghost Rider surcar las calles al volante de su coche infernal, naves espacio/temporales en Legends of Tomorrow, mundos alienigenas en Supergirl… Y todo ello en televisión, no en grandes superproducciones cinematográficas. Pero se ve que nadie le ha dicho a Buck y compañía que esas cosas no solo pueden hacerse, sino que pueden aportar mucho a la historia que estés contando.

Diecisiete años después y parece que algunos no han aprendido nada

Pero lo mas triste de todo es que incluso con una carencia de presupuesto, medios y recursos se pueden contar grandes historias, que para eso no hace falta tener grandes efectos especiales (pese a que unos personajes como los Inhumanos pidan eso a gritos) pero ni ahí se salva la cosa. A nivel de dirección la cosa flojea, hay momentos en los que los actores parecen completamente despistados ante lo que deben hacer, la caracterización de los mismos a veces es de lo mas inconsistente (y habiendo visto trabajar en el pasado a algunos de los actores me queda claro que no es culpa de ellos), cámaras lentas sin venir a cuento, una coreografía de las peleas que da tanta vergüenza ajena que parece que si a Finn Jones en Iron Fist le daban quince minutos para ensayar antes de rodar, a Ken Leung (Karnak) debían sacarle del camerino y plantarle delante de una cámara sin avisarle de que estaban grabando.

Demos gracias de que en la foto no vemos los tristes esfuerzos que hace el actor para tratar de resultar convincente

Eso por no hablar de que aun no tengo claro por quien se supone que debemos tener simpatía (aunque voy a concederles el beneficio de la duda y asumir que esto es intencionado y se desarrollara a lo largo de la serie) ya que se nos presenta a una Attilan que es básicamente una dictadura en la que tus genes deciden si debes ser un esclavo condenado a trabajar en las minas el resto de tu vida (cosas de que los Alfa Primitivos tuviesen su origen en Agents of S.H.I.E.L.D.) pese a lo absurdo que resulte eso de que aquellos sin poderes o con mutaciones inútiles hagan el trabajo duro y no aquellos con habilidades que les permiten realizar esos trabajo fácilmente, o ser un ciudadano de verdad (hagan lo que hagan estos, que tampoco se nos explica). Una Attilan en la que Maximus, que aquí de momento no es Maximus EL LOCO, parece el único medianamente razonable y casi nos recuerda mas a Daenerys Targaryen queriendo liberar esclavos que al villano de Lee y Kirby. Pero como ya digo espero que esta parte sea intencional y no otra metedura de pata, que Iwan Rehon puede dar mucho mas de si.

Al final Ramsay Bolton se parecía mas a Maximus que el propio Maximus

Todo esta ristra de problemas han tenido como resultado que al final lo único destacable que soy capaz de la serie es que los escenarios naturales de Hawai son impresionantes y que Mandíbulas roba cada escena en la que aparece. Resulta irónico que el elemento de la serie que mas miedo me daba, hasta el extremo de llegar a creer que no se atreverían a sacarlo, no solo formase parte de la serie, sino que ha terminado siendo el personaje mas fielmente representado. La personalidad la han clavado, algo que tampoco era tan difícil ya que básicamente es un perro solo que muy grande. Pero lo mas sorprendente es que visualmente ha quedado mucho mejor de lo que esperaba, siendo el resultado final del CGI bastante notable, sobre todo teniendo en cuenta que estamos ante una serie de tv de presupuesto moderado. Quizás por ello a Mandíbulas ya lo han dejado inconsciente y prisionero en el primer episodio, para que no tenga que salir en cada capitulo y les consuma el resto del presupuesto para efectos especiales.

¡Sabia que Mandibulas no me decepcionaría!

Y ante este desastre a todos los niveles, y a la espera de saber cual ha sido la reacción de la audiencia, que de ahí me espero cualquier cosa (aunque si el resultado del estreno en IMAX es representativo, dudo que estas sean muy buenas), yo espero que esto tenga algún tipo de repercusión a nivel empresarial. Y es que a diferencia del lado cinematográfico del MCU, el lado televisivo lleva una racha bastante lamentable encadenando demasiados proyectos que no están a la altura (Luke Cage, Iron Fist, Defensores, Inhumanos). Y ya sea por la incapacidad de Jeph Loeb a la hora de realizar su trabajo, el contratar a showrunners que no están a la altura como Scott Buck, o de la tacañeria de Ike Perlmutter que no adjudica a estas series el presupuesto que necesitan para desarrollarse como deben (no olvidemos que Roel Reiné, el director del doble piloto, aseguró en una entrevista que le habian contratado porque buscaban a alguien capaz de rodar deprisa y barato), algo tiene que cambiar, porque esta deriva esta siendo lamentable.

Ya se yo a quienes habría que mandar a la luna…

No se como seguirán las cosas a partir de ahora, pero de momento creo que mi lado masoquista me hará continuar viéndola (después de todo solo quedan seis episodios mas) aunque solo sea por el morbo de presenciar este desastre desarrollarse. Y aunque me gustaría pensar que de aquí se puede salvar algo (en buenas manos tal vez, pero dudo que esas sean las de Scott Buck) lo visto hasta ahora no parece presagiar nada bueno. Pero si se puede sacar algo positivo de todo esto es que parece que este proyecto es el que ha impedido a Buck ser el showrunner de la segunda temporada de Iron Fist, y aunque no me acabo de fiar de su reemplazo, dudo que sea peor. Y para todo lo demás nos quedan los cómics, que aunque haya que escarbar un poco, estos tienen algunos cómics mas que decentes.

 

Anuncios