Probablemente ahora mismo no hay otro proyecto en el futuro cercano que me ilusione, y al mismo tiempo me de tanto miedo, como el Green Lantern de Grant Morrison y Liam Sharp. Pero aunque el temor a la irregularidad del escoces nunca se va del todo, tras haber leído su propuesta a DC para este proyecto tengo que reconocer que esos temores se han disipado bastante y que mi ilusión esta por las nubes. Pero antes de dejarme llevar por esa ilusión, y mientras me muero de impaciencia por que llegue el mes de noviembre y se publique el primer numero, vamos a ver que es lo que ha compartido Morrison con los lectores en la revista DC Nation sobre este proyecto.

Solo hay que aguantar unos pocos meses mas…

Resultará curioso para muchos (no para mi) que Morrison empieza su propuesta alabando la etapa de Geoff Johns y afirmando que ni siquiera va a intentar superar aquello, que en su lugar quiere contar otro tipo de historias, volver a lo básico y honrar la continuidad del personaje. Básicamente todo eso que demasiados autores no suelen hacer cuando se ocupan de algún personaje con bastante historia detrás.

Aun me emociono cada vez que releo Rebirth

También añade que quiere alejarse de esas historias épicas y apocalípticas que prometen cambiarlo todo para siempre, que el busca con este proyecto crear historias que se sientan atemporales y que puedan ser disfrutadas por cualquiera. Historias en las que podamos ver el día a día de un guardián de la ley en el espacio, y pone como ejemplo que esto sera mas como un procedimental policíaco que un blockbuster veraniego. Que no se los demás, pero a mi todo esto no podría sonarme mejor, que uno echa de menos cuando las historias de superhéroes no requerían que todo fuese un megaevento.

Historias sencillas que iban al grano

Pero donde para mi se pone realmente interesante todo esto es en el sutil, pero mas que apropiado cambio de nombre que Morrison le ha dado a la serie, ya que aprovechando el relanzamiento, la serie ya no sera simplemente Green Lantern, sino THE Green Lantern. Un pequeño cambio que no hace mas que recalcar algo que muchos hemos sabido siempre, que habrá miles de Lanterns en el Universo, pero solo uno de ellos es el mas grande. Una idea que Morrison no es el primero en utilizar ya que hace casi tres décadas se le adelantaron Giffen, DeMatteis y Maguire en su JLI.

Ellos si que sabian

Morrison también quiere aprovechar la ocasión para recordarnos que los Green Lanterns son mas un cuerpo policial que un ejercito, y que por lo tanto su enfoque sera en esa dirección. Un enfoque que también incluirá el consolidar todo ese aspecto mas cósmico de DC que en demasiadas ocasiones ha sido muy desatendido (tristemente porque para muchos autores es mas cómodo y rentable crear sus propias razas y conceptos alienigenas/cosmicos que utilizar los ya existentes)

Lo rico y variado que es el lado cósmico de Dc y lo poco que lo aprovechan a veces

Curiosamente, y entroncando con un tema que Diógenes ha tocado mucho recientemente, Morrison también quiere que cualquier nuevo lector pueda leer un numero cualquiera de esta nueva serie y encontrarse con una historia completa y satisfactoria (los famosos puntos de entrada) que deje ganas de ir a por el siguiente numero. Una idea a la que Brian Cunningham, editor de la serie, añade que mas cómics deberían ceñirse a esa filosofía. Y volviendo a la idea de plantear esta nueva etapa del cómic como una serie de televisión, Morrison quiere tomar prestadas algunas ideas del medio y tener un arco argumenta a largo plazo que se desarrolle paralelamente a las historias autoconclusivas.

Anda que no les cundió a Broome y Kane las historias sobre Qward en su día

 

Pero de nuevo donde Morrison consigue ilusionarme de nuevo es cuando añade que su idea es que el aspecto visual de la serie transmita una sensación de ciencia ficción clásica y retro, citando ejemplos que van desde el cómic europeo como Valerian o Barbarella a las portadas de los clásicos pulps estadounidenses. Y por si todo esto no sonase ya lo suficientemente bien, lo remata añadiendo que estas historias tendrán un ritmo rápido y supercomprimido (¡Muerte al decompresive storytelling!).

Y tengo claro que no es casualidad que uno de los pulps que menciona sea justo donde se publicaron algunas de las historias de los Lensman

Tras leer todo esto la sensación que me ha quedado es que básicamente Grant Morrison lo que busca, pese a que no les mencione, es ir a los orígenes y beber lo máximo posible, actualizándolo lo justo, de la Silver Age y de la etapa de John Broome y Gil Kane. Algo que no debería ser ninguna sorpresa dado el cariño mas que publico y notorio que Morrison siente hacia esa etapa y que me reafirma en mi idea de que con algo de suerte The Green Lantern podría ser para Hal Jordan lo que All-Star Superman fue para el Hombre de Acero, una amalgama de lo mejor de sus mejores etapas que de como resultado una de esas historias memorables que pasan a ocupar un lugar de honor en la bibliografía de los personajes.

Si consigue que The Green Lantern sea la mitad de bueno que esto me doy por satisfecho

Y soy mas que consciente de que Morrison al igual que es capaz de lo mejor, es también capaz de lo peor, de escribir historias ilegibles y farragosas que te dejan con la sensación de que o eres idiota o que te han timado. Pero viendo la ilusión con la que habla Morrison de este proyecto y de como todo su enfoque se centra en hacer algo muy clásico y casi retro, yo creo que podemos estar relativamente tranquilos y esperar con cierta calma hasta Noviembre para leer estas nuevas aventuras de Hal Jordan, EL Green Lantern. Y para quienes tengan curiosidad por leer la propuesta completa de Morrison y sepan ingles, aquí debajo la tienen.

Anuncios