Pues por fin ha llegado el día señalado, la fecha en la que el enlace entre Bruce Wayne y Selina Kyle, o Batman y Catwoman, como prefiera cada uno, ha llegado. Un cómic que no ha estado exento de expectación y polémica, esto ultimo sobre todo porque la propia DC decidió spoilear buena parte del contenido del mismo antes de su publicación, algo que aquí dejamos para después del primer párrafo, que aquí entre lo poco que tenemos aun nos queda algo de educación. ¿Pero que es lo que ha sucedido? ¿Ha habido boda o no? Pues lo que ha habido es un numero especial que mas que cómic es una galería de pin-ups con sorpresas y que como era de esperar ha dividido a los lectores, pero vamos a seguir desgranando esto después de este párrafo que se avecinan SPOILERS.

¿Pero que ha pachado?

Como decía mas arriba no estamos exactamente ante un cómic, sino ante una galería de pin-ups de nuestra pareja protagonista realizados por un buen puñado de grandes artistas en los que Tom King ha insertado las cartas que Batman y Catwoman se han escrito el uno al otro antes de su boda, y entre los cuales hay intercaladas las paginas del cómic propiamente dichos y dibujadas por el enorme Mikel Janin. Una circunstancia que hace que el cómic sea muy bonito de ver (algunos pin-ups son dignos de convertirse en posters) pero que su lectura se haga un poco pesada. Pero sea como sea hay que admitir que es todo un placer ver ese desfile de uniformes clásicos que DC ha querido enterrar pero que siempre acaban regresando de una forma u otra.

Los clásicos nunca mueren

Pero dejemos de dar vueltas a la pregunta que todos los que no han leído el cómic y que de alguna forma han conseguido evitar los Spoilers hasta ahora (y vienen aquí para que se lo destripemos nosotros) se deben estar haciendo ¿Ha habido boda o no? La respuesta simple es que no, no ha habido boda porque Catwoman ha dejado plantado a Batman en el “altar” (la azotea mas bien) Una resolución que habrá dejado satisfechos a unos, descontentos a otros y que definitivamente no era el final que yo deseaba, pero si el que me esperaba.

Snifs

Y si esta vez digo que me lo esperaba no lo hago desde una posición de negatividad, de que DC quiere joderlo todo y destruir mis ilusiones, sino porque era algo de lo que Tom King llevaba ya varios números plantando las semillas. Porque el que Selina haya dejado plantado a Batman no ha respondido a un capricho de ultima hora, sino a las dudas que ella misma tenia, y que otros personajes han ido reforzando, siendo su amiga Holly (a la que conocimos en Batman: Año 1) quien la ha terminado de convencer. Convencerla de que si Batman llega a ser feliz dejara de ser Batman y Gotham y el mundo perderán a su guardián.

Tenga una amigas para esto

Esta es una idea que he visto entre muchos lectores y creadores y que siempre me ha parecido una estupidez como una casa, pero ya se sabe que hay demasiada gente que no saben concebir otra clase de personajes mas que seres atormentados que se regodean en su miseria y Batman suele ser uno de los que mas a menudo cae en ese estereotipo. Una idea que no solo me parece absurda, que no por ser feliz va a ser ineficaz en su trabajo, sino que suele venir de aquellos que no entienden a Batman, esos convencidos de que Batman es una criatura obsesionada con la venganza y no alguien que vive impulsado por la idea de proteger a todo el mundo para que nadie sufra lo que el sufrió al ver morir a sus padres. Y aunque puedo estar equivocado (no seria la primera vez) estoy bastante seguro de que Tom King es de los segundos.

Y ojo, que el Batman atormentado nos ha dado grandisimos momentos pese a todo

Sin embargo, y como decía el propio Tom King cuando la prensa le reventó el desenlace de la no-boda, había que leer igualmente el cómic porque no estaba todo dicho. Y es que cuando uno llega al final convencido de que King se ha unido a las filas de los que creen que Batman debe vivir eternamente solo y atormentado, llega la sorpresa final. Una sorpresa de la que no voy a decir nada, que es una de esas cosas que es mejor descubrir por uno mismo, y que nos revela que esto no ha sido el desenlace de nada, sino nada mas que el prologo para lo que esta por venir y que aun no esta todo dicho en cuanto al futuro de Batman y Catwoman.

No se que nos tiene preparados pero de momento yo sigo confiando en el

Me gustaría poder decir que esto ha sido un gran cómic, pero no puedo, el formato del mismo ha provocado que acabe convirtiéndose en un prologo estirado que con tanto bonito pin-up intercalado entorpece un poco (a veces mucho) el disfrute del mismo. Pero como una pieza mas de la historia que King esta desplegando para Batman, de prologo para lo que esta por venir, me ha encantado y me ha dejado con mas ganas que nunca de saber que pasara a continuación. Y si mi fe en el trabajo de King esta justificada, esto terminara con un Batman que aprenderá que puede permitirse ser feliz sin dejar de ser quien es, que aun no esta todo dicho y yo sigo esperando que esto acabe en boda.

¡Aun es posible!
Anuncios