La Justice League de Jim Lee y Geoff Johns paso a paso

Bueno, tras el relativamente serio análisis casi formal de ayer hoy toca meterse en faena y leer el comic, mirar cada página, ver que nos han contado en estas 24 páginas. Y hay que admitir que si uno se lo toma como una parodia es casi disfrutable. ¿Porque es una parodia, verdad? Eso sí, el post está lleno de spoilers, así que léelo bajo tu cuenta y riesgo.

¿Listos para la acción? ¿Todos no? Pues nada, sacaremos solo a la mitad en este número

La historia comienza con un Batman que es perseguido por los futuristas helicópteros de la policía de Gotham mientras a su vez persigue a un tipo grande y andrajoso con pinta de reptil. La policía les dispara, porque como nos indican en los textos de apoyo, en esta época (cinco años atrás) los superhéroes eran temidos y odiados por un mundo que no les comprendía. Batman se esconde de ellos con sus minimisiles lanzahumo y se enfrenta al andrajoso, que le explota en la cara y se transforma en un reptil cyborg o algo así. Todo ello mientras contemplamos como el traje de Batman tiene rayas incluso en las rayas.

 ¡Habla o empezare a dibujarte rayas en la cara!

Por suerte para Batman cuando el reptil cyborg va a golpearle es salvado en el último instante por un camión de bomberos de energía esmeralda que le ha lanzado Green Lantern, al reptil cyborg, no a Batman. Pero si la primera sorpresa se la lleva Batman al ver eso la segunda se la lleva Hal Jordan al comprobar que Batman es real ¿Creía que la policía de Gotham enviaba helicópteros armados a perseguir leyendas urbanas? ¿La policía de carreteras de Gotham persigue también a la chica de la curva?

 ¡Pensaba que solo eras una pelicula de Christopher Nolan !

A partir de aquí presenciamos un intercambio de diálogos chispeantes entre los dos superhéroes, con un humor que no veíamos desde, no sé, la JLI de Judd Winick. Lo mejor es cuando Batman le grita a un Hal Jordan evidentemente sordo como una tapia que apague las luces antes de que les vean, a lo que Hal responde “¿que nos vea quien?” Mientras les rodean varios helicópteros disparando sus ametralladoras y a los que Hal parece no haber oído. Y dado que son los mismos que segundos antes perseguían a Batman quizás lo que Lee y Johns nos quieren indicar es que Hal además de sordo es ciego, o quizás solo es imbécil.

 ¿Te puedes creer que no me habia fijado en ellos?

Al reptil cyborg le salen alas, escupe fuego, se carga un helicóptero, salta de la azotea y por el aire se transforma en una mezcla extraña entre araña y cangrejo. Hal al verlo pregunta que si es un transformer, porque se ha transformado en una especie de perro. Si, Hal Jordan es imbécil. Y demasiado chulo, más de la mitad de sus frases en este comic se resumen en “yo puedo manejarlo todo, soy la ostia” No sé como Batman no le arrea un puñetazo como el que en su día le dio a Guy Gardner.

 Si eso es un perro que venga Cesar Millan y lo amaestre a ver si es capaz

Ambos héroes persiguen al perro-araña-cangrejo hasta las alcantarillas y mientras lo hacen Hal empieza a interrogar a Batman sobre sus poderes, solo para quedarse de piedra al darse cuenta de que Batman no tiene ninguno. Momento que Batman aprovecha para quitarle el anillo del dedo como el que le “quita” la nariz a un niño pequeño quien a continuación se  pone tan chulo como Hal. ¿De verdad que esto no es la secuela del All-Star Batman de Frank Miller y Jim Lee?

 Y lo peor es que Bart era mucho mas inteligente que este Hal

Cuando dejan de portarse como niños ven que el perro-araña-cangrejo está pegando a un muro una pequeña caja de colores con lucecitas que parece sacada de Hellraiser. Hal se lanza contra el perro-araña-cangrejo como los proto-cazafantasmas contra el fantasma de la bibliotecaria y el perro-araña-cangrejo les mira, grita “¡For Darkseid!” y explota, salvándose en el último segundo gracias al anillo de un Hal Jordan que no es tan inútil como parecía.

 ¡A por ella!

Hal examina la caja con su anillo pero no obtiene resultados, lo que le deja desconcertado, el anillo sabe todo lo que saben los Guardianes y los Guardianes lo saben todo. Batman le echa un vistazo y afirma que esa caja es en realidad un ordenador alienígena. ¿Qué como lo sabe? Porque es “¡The Goddam Batman!”

 ¿Seguro que es un ordenador? Hace ping ¿Que otra cosa podria ser?

Hal no queriendo quedar atrás en las labores detectivescas sugiere que si esa caja es alienígena quizás tenga algo que ver con ese Superman de Metrópolis del que dicen que es también alienígena, y al que aun no ha ido a visitar pese a que se supone que entre sus tareas como patrullero del sector 2814 está el investigar ese tipo de cosas. Así que Hal agarra a Batman y se lo lleva a Metrópolis, siguiendo una pista que haría llorar a Sherlock Holmes.

 ¡A Metropolis!

Aquí cortamos la acción para ir a un partido de futbol americano, un equipo que parece llamarse los Titanes de Ford y en el que juegan Vic Stone (futuro Cyborg) y un tal Didio, al jefe hay que pelotearlo para que esté contento. En las siguientes cuatro páginas asistimos al gran drama humano de Vic, su padre trabaja mucho y no va a verle a los partidos, entroncando en la tradición de héroes con pasados tristes. Batman presencio el asesinato de sus padres, Hal Jordan vio como su padre se estrellaba en su avión y moría, Superman es el único superviviente de su mundo, y a Cyborg su padre no iba a verle al futbol… Aunque la que sí que va a verle es la misteriosa tipa encapuchada que en Flashpoint le dijo que había que fusionar todos los universos y crear este horror.

 Papa, ven a verme, que tengo miedo, Didio me mira raro en las duchas y me ha tocado durante el partido

Saltamos a Metrópolis. Batman se baja del avión que ha creado Hal para llevarles hasta allí rodando y dando volteretas (es un exhibicionista) Al tocar suelo le pregunta que si han viajado hasta Metrópolis en un avión verde brillante. ¿Es sarcasmo? ¿Viajo amordazado y no pudo preguntárselo durante el viaje? ¿Batman también es imbécil y ha tardado tanto en darse cuenta? En este comic cualquier cosa es posible. Como el que en la versión digital de este comic que vende DC a través de ComiXology nos escamoteen la chistosa respuesta de Hal “¿Cómo querías que llegásemos aquí, poniendo una voz profunda?” Cualquiera diría que hasta el último momento han estado retocando el comic para tratar de adecentarlo.

 ¡Batman, alguien me ha robado un chiste! 

Llegan a un edificio medio en ruinas en el que se supone que esta Superman. Por el cartel que hay junto a él vemos que este es propiedad de Lexcorp. También podemos darnos cuenta de que la crisis económica le afecta incluso a él, ya que en lugar de contratar a un diseñador grafico para que le haga los carteles Luthor le han dado a algún crio sin pulso del barrio una tabla, una brocha y una lata de pintura para que le haga ese cartel.

 Aunque igual es solo que Jim Lee no sabe que se pueden utilizar tipografias para hacer estas cosas, o pedirle al rotulista que lo haga…

Hal entra en el edificio con su ya habitual chulería, le dice a Batman, tras encerrarle en una caja de energía esmeralda, que no se preocupe, que él puede manejar a Superman. A lo que Superman le responde con una ostia de tres pares de narices que lanza a Hal al otro lado de la calle. La ostia ha sido tan grande que el cartel de Lexcorp ha cambiado de color, de tipografía y se ha comido un par de frases. Así de poderoso e impulsivo es este nuevo Superman, que pega primero y pregunta después.

 Y de milagro no ha cambiado tambien el color del tablón

Tras esto tenemos una splash-page en la que un Superman Disfrazado de Ultraman y con la ya inevitable “cara Jim Lee” se enfrenta a Batman preguntándole que de que es capaz él. Si un cómic así no es capaz de atraer a miles de nuevos lectores no se que lo hará. Bueno, igual hubieran podido probar con un comic bien escrito y bien dibujado, pero que sabré yo de estas cosas…

 Si, recorto de esta forma la pagina porque no soporto ver el traje entero

En cuanto a lo que opina el resto de la humanidad. Por internet, como era de esperar, las opiniones están de lo más divididas. Unos lo odian, otros lo aman, a la mayoría los deja indiferentes y hay muchos que insisten en que esto le ha encantado a los que nunca habían leído comics, aunque también hay libreros que se quejan de que no les ha venido un solo cliente nuevo y que ya han perdido a alguno de los viejos. Habrá que esperar a ver cómo se comportan las ventas y cuántos de los que han comprado este primer número vuelven a por el segundo.

Por favor, comprad este tebeo, que si no se vende se nos caera el pelo. Habla por ti Jim, habla por ti…

Aunque lo que más miedo me da de todo esto es sea un Image II, venda la ostia y se vuelva a poner de moda esta forma de hacer comics. Como sea así ya podemos prepararnos para pasar unos cuantos años sufriendo de lo lindo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cómic y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La Justice League de Jim Lee y Geoff Johns paso a paso

  1. Me he divertido de lo lindo con esta reseña y muy cierto es, que esta NEW JLA horrible es ¡Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s