Alan Davis vuelve a escribir: Giant-Size X-Men Nightcrawler 1

Ya que M’Rabo está empeñado en llenar esto de plagas y como gracias a ella es posible que nos quedemos sin cómics por una temporada, con todo el dolor de mi corazón creo que lo mejor será cerrar la persiana de Brainstomping hasta nueva orden y… ¡JA! ¡Un cuerno! ¡A M’Rabo el día del juicio le pillará escribiendo el post del día siguiente! Y es esa gozosa idea mental de esa sucia alimaña torturada hasta el fin de los días la que nos da alas para seguir adelante a través de todos los encierros. Y para celebrarlo, nada mejor que el último cómic de Alan Davis. He dicho bien, un cómic de Alan Davis guión y dibujo, no os dejéis engañar por los créditos de la portada.

¡Alan Davis ha vuelto!

Giant-Size X-Men Nightcrawler es Alan Davis volviendo a uno de los personajes que mejor se le da dibujar y guionizar. La historia viene a contarnos como los mutantes detectan una extraña anomalía en la vieja escuela de Xavier -que por lo que recuerdo había sido destruida y luego reconstruida como escuela Jean Grey para luego ser destruida y reconstruida en Central Park, pero uno se pierde a estas alturas- y para allí que van Kurt, Illyana, Douglas Ramsey, Trevor -EyeBoy, un personaje inventado en la etapa de Jason Aaron-, Lockheed -porque a Davis le apetecía dibujar a Lockheed y porque le venía bien a la historia que se acaba contando, pero spoilers y tal- y Kurt Wagner, el mismísimo Rondador Nocturno.

¡Sí, es Lockheed sin la del barco pirata de playmobil!

Sí, básicamente Davis lo que hace es recuperar personajes con los que lidió en Excalibur y Nuevos Mutantes allá por los 80/90, y es tremendo esto de leer a estos personajes, tan maltratados hoy en día y transformados en criaturas que casi se nos hacen ajenas, de nuevo hablando como ellos mismos, con su propia voz. Davis se conoce estos personajes como la palma de su mano, y es una auténtica pena que ya no escriba guiones -por decisión personal, dice que acaba invirtiendo demasiado tiempo escribiendo y que no le compensa- porque muy pocos autores saben encontrar la voz exacta de estos personajes. Y ya que alguno estará gritando indignado «¡pero si esto lo escribió Hickman, que lo pone en los créditos bien gordo!» dejaré que hable el propio Hickman:

En resumidas cuentas, si esto viniera firmado por Alan Davis como autor completo, habría vendido menos, así que le han dado todo el crédito del guión a Hickman y en paz; calculo que todo ha sido una operación parecida a los 4 Fantásticos de Heroes Return con Scott Lobdell, esos en los que misteriosamente Lobdell sabía guionizar como nunca lo había hecho y luego así de sopetón pasaron a una mediocridad desesperantemente familiar… Pero que no, que estábamos hablando de un tebeo bueno.

Hasta le ha vuelto el mal genio a Lockheed, oiga.

A decir verdad, éstos son los cómics por los que merece la pena seguir leyendo mutantes. Sí, es cierto que Hickman tiene un plan y se nota cada vez más que todo lo «chungo» de Krakoa tiene un porqué, pero aun así a Hickman siempre le faltó un puntillo de humanidad en todos sus personajes, cosa que con los mutantes es particularmente hiriente porque no dejaba de ser historicamente una franquicia más basada en interesar al lector en los propios personajes que por lo que pasaba a su alrededor; es algo parecido a lo que pasa con Spiderman o Wally West, si no haces el cómic sobre el personaje estás fallando. Y al revés, si en un cómic sobre estos personajes no falla la caracterización, todo lo demás parece funcionar solo.

Lockheed se posa en el hombro de Illyana porque Davis se acuerda de que es la mejor amiga de Kitty.

Porque sí, son Krakoanos haciendo krakoadas, pero a la hora de la verdad son Kurt, Doug e Illyana enfrentados a una mansión que parece embrujada, afrontando algunos fantasmas personales y de paso respondiendo alguna que otra pregunta que llevábamos arrastrando desde HoX/PoX -no voy a soltar ningún spoiler sobre este cómic, ¡pero ése es mi Doug Ramsey!- además de recordarnos que los tacones de aguja que llevaba Rachel allá en los 80 han envejecido horriblemente.

Que bueno, con sus poderes podríamos decir que en vez de correr levita y en paz, pero esto no deja de ser su traje de sabueso…

En cuanto al apartado gráfico pues es Davis sin Mark Farmer, entintándose a si mismo, y es curioso ver como él es más partidario de la línea que de la mancha. Tras tantos años de Neary y Farmer, ver a Davis interpretándose a si mismo hacen que me remita mucho más a Neal Adams, una de sus influencias de cuando era chaval y que ocultaban unos entintadores que trataban de acercarse más a Byrne o Rubinstein que al propio lápiz original de Davis. Que, ojo, con esto no quiero decir que destrozaran los lápices originales de Davis -que siempre han sido bastante limpios, todo hay que decirlo- si no que lo sometían a una interpretación fiel pero distinta que durante años y para todos los que no habíamos visto originales de Davis fueron lo que creíamos que era Alan Davis.

El entintado del propio Davis es más cercano al que le hacía Farmer en Excalibur allá por 1992.

Poco más que decir, más allá de dejar claro que es un especial a la antigua usanza, contando una historia autoconclusiva que explora un poquito a los personajes y nos da algunas pinceladas sobre todo lo que está pasando en el universo mutante, dejándonos con ganas de más y lamentándonos de que el Alan Davis guionista no se prodigue más. Esperemos que el hecho de que el editor mutante, Jordan White, sea un fan a ultranza del Excalibur original nos acabe trayendo más proyectos de Alan Davis guionizando en la sombra, que buena falta nos hacen.

¡Pero mira cuantas rayitas!

34
Deja una respuesta:

avatar
6 Hilos
28 Respuestas
6 Seguidores
 
Comentario más polémico
Hilo más polémico
9 Autores de comentarios
LuisruM'Rabo MhulargoPepito PérezDiógenes PantarújezKaulso Autores de comentarios recientes

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Suscribirse  
más recientes más antiguos más votados
Notifícame de
Stravinkay Modelarus
Invitado
Stravinkay Modelarus

Pues Alan Davis lo hace casi todo bueno, aunque creo que lo prefiero con Mark Farmer y/o Paul Neary, que para algo son buenos entintadores. Pareciera que tendría que encontrarse un Giffen para hacer Davis de DeMatteis y Maguire combinados (que tampoco me engaño y sé que es Claremont, pero bueno). Y si algo se le puede criticar es que nunca le va a salir una Kitty Pryde a lo Byrne. Y por lo tanto mucho menos una Rachel Summers a lo John Romita Jr. (para mi la mejor interpretación del personaje con distancia). Hmm, esto me deja pensando si… Leer más »

M'Rabo Mhulargo
Admin

Así que es un comic en el que sale Doug Ramsey, infectado por el VIRUS tecno-organico… Me alegra ver que te has sumado a mi iniciativa.

Zatannasay
Invitado
Zatannasay

Mira.
Me acorde de la etapa de Linterna Verde de Geoff Johns, que en la Guerra de los Siniestro Corps había un virus amarillo que diezmó planetas y a punto estuvó de liquidar a Guy Gardner.
Tuvo alguna historia corta de relleno interesante.

M'Rabo Mhulargo
Admin

Me lo apunto, gracias una vez mas xd

Zatannasay
Invitado
Zatannasay

«si esto viniera firmado por Alan Davis como autor completo, habría vendido menos,»

Bien. Si esta frase es cierta, me queda claro que cuando venga Arishem a juzgarnos no va a ser una sentencia absolutoria. No merecemos ocupar espacio en el Universo.

Ahora en serio. Alan Davis es para mí compra obligada. ¿Qué criterio sigue el comprador medio entonces?

Fabio
Invitado
Fabio

¿Pero que demonios?, este no es el Rondador Nocturno que cita la biblia y contempla como Apocalipsis le da una paliza y mata a una niña en los X-Men de Hickman… que poco entiendes al personaje Davis (sarcasmo).

Kaulso
Invitado
Kaulso

Como notaba que este cómic por narices lo tenía que haber guionizado Davis a la fuerza… es que se palpa en los mismos diálogos una «naturalidad» que ya quisiera tener Hickman. 🤣

Pepito Pérez
Invitado
Pepito Pérez

Con lo cual estamos en condiciones de decir que la etapa de Alan Davis en los noventa vale la pena, no? He leído cómics mutantes de los noventa pero sólo algunas sagas y Generación X (pasable y por supuesto, el dibujo de Bachalo siempre es un placer), y he visto que Panini sacó en su momento algunos recopilatorios de la etapa de Davis, a los que creo puedo conseguir, pero le tenía un poco de «miedo» por cosas como esas de Joseph y todo ese rollo noventero del que no sé tanto y puede que me pierda un poco. Pero… Leer más »